¡Este sí que es bueno! Un afromexicano de Guerreo bombea dos chochitas y les baña las caras con su leche. ¡Click ahora!

En Guerrero, una joven afromexicano se dio a un par de nalguitas al mismo tiempo. Estas pollitas son peor que el dúo dinámico, son un dúo traga-vergas. Si no fuera por la macana africana de este chingón, las amigas calientes se lo hubieran comido a él. Afortunadamente, fueron ellas las que terminaron comiéndose la leche este gran cogedor. Una historia con final feliz. ¡Mucha leche!