No le gusta que le digan putita, ella es una putota y para dejarlo claro permite que le den una cogidota por la boca.

Descripción Compartir Categorías

Pao tiene 18 años y un mal carácter, no soporta que su novio le dé órdenes. Así que tampoco le pareció que este le dijera que es una putita infiel. Por esta razón se vengó del novio, grabando una cogida oral con un maduro. De este modo, la morrita encendió la cámara, presumió sus ricas nalguitas y declaró ser una grandísima puta. Después apareció un hombre de 38 años, con una verga impresionante. Entonces, ella tomó el garrote con ambas manos y le dio lengüetazos en la cabeza. Unas gotitas transparentes escurrieron del glande, pero ella se las tragó y se lamió los labios. Luego de estas provocaciones, la morrita se puso de rodillas, levantó la cabeza y abrió la boca al máximo. Acto seguido, una verga grotesca descendió por su estrecha garganta que se hinchaba al paso del pene. Así fue como el brutal genital le raspó la garganta sin piedad, hasta que abundantes chorros de mecos bañaron su rostro.

Categorias: XNXX
8 min
Videos relacionados