La esposa está harta de que el marido sea un precoz, por eso contrata un hombre para que la coja como dios manda.

⇓ Descargar Vídeo HD
Descripción Compartir Comentarios

Luego de un año de casados, la mujer está frustrada por no tener orgasmos. Lo que sucede es que cuando echan pata, él escupe los mocos en el primer minuto. Como era de esperarse, los apetitos vaginales llevaron a la mujer al extremo. Así que llamó a un sexo servidor, para calamar los fuegos sexuales que la hacen sufrir. Después de una hora, un moreno muy musculoso llegó al departamento. Lo primero que ella hizo fue tocar todo su cuerpo firme y definido. En seguida, comenzó a manosear las verijas del bailarín, provocándole una enorme erección. Como ella se sentía responsable, decidió darle unas buenas mamadas. No obstante, aquel garrote se ponía más grande cada vez, a diferencia del marido. Por último, la esposa fogosa pidió que le diera un orgasmo en posición de perrito. El gigoló la tomó de las caderas y hundió una pinga gorda como un pepino. Con una potencia envidiable, le llenó la pucha de espuma.

Categorias: Xvideos Etiquetas:

Comentarios

10 min 6.872 visitas
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…